Dónde Trabajamos





FUNDACION ATASIM trabaja en el Cantón Morona ubicado al centro de la provincia de Morona Santiago, esta provincia a su vez se encuentra localizada en el centro sur de la región Amazónica; forma parte de la cuenca amazónica sudamericana, que “con su enorme superficie, 7.5 millones de kilómetros cuadrados y complejidad ecosistémica, es la más importante reserva biótica existente en el mundo”.

Cantón Morona

El Censo en 2010 del INEC indica para el cantón Morona una población total de 41.155 habitantes (20.611 hombres y 20.544 mujeres), distribuidos en el siguiente rango de edad: de 0 a 14 años un 39,34% de la población, de 15 a 64 años existen un 56,59% y de más de 65 años un 4,07%.El estudio de categoría de ocupación da a conocer un total de 16.121 personas activas y ocupadas, siendo que en el área urbana existen 5.030 hombres y 3.553 mujeres y el área rural 4.569 hombres y 2.969 mujeres.

El mayor porcentaje de ocupación es por cuenta propia en el sector rural en un 58,6% y en la zona urbana el 24,2%, lo que nos indica que para el sector rural se debe impulsar al desarrollo a través de la inserción de proyectos productivos. Si se habla de la ocupación por empleo podemos decir que en el área urbana se concentra la mayor cantidad de entidades: públicas el 29,7% y privadas el 26%, a diferencia del sector rural en donde entre ambas promedian el 9,9%.

Los datos que arroja la encuesta de condiciones de vida en el 2010 se puede ver que del total de hogares en el Cantón Morona, el 48,4% corresponde a hogares pobres, y el 18,6% de hogares se encuentra en extrema pobreza que detallado por Parroquias: Sevilla el más alto con 47,7%, muy cerca de Cuchaentza con el 45,4%, Zuñac con el 33,3%, Río Blanco con el 16,6%, Sinaí con el 13,2%, San Isidro con el 11,7% , 9 de Octubre con el 4,6% y Macas con el 3,1%.Un factor que se está observando en los últimos años es el incremento de los índices de violencia en varias de esas comunidades.

El cantón Morona comprende una superficie de 4.606,9 km2. El relieve está conformado por una serie de colinas que se originan en forma de sierra en los Andes orientales y descienden hasta la llanura del Amazonas.

Provincia de Morona Santiago

Teniendo en cuenta necesidades insatisfechas y pobreza de consumo, las provincias más pobres en el país son las provincias de la Amazonia. De acuerdo al mapa de pobreza y desigualdad de la Unidad de Análisis e información de la secretaria técnica del Ministerio de Coordinación de Desarrollo social, el ordenamiento por incidencia de pobreza revela que las provincias más pobres por consumo son Morona Santiago (69%), Napo (68%), Orellana (63%), Zamora Chinchipe (62%) y Bolívar (61%). Morona Santiago con casi 70% de incidencia de pobreza tiene aproximadamente 60,000 personas que viven bajo el umbral de pobreza.

La capital de la Provincia de Morona Santiago es Macas, habitada por el pueblo Macabeo que junto al pueblo Shuar configuran la vida económica y cultura de la zona junto a otros pobladores mestizos de Ecuador.


Diagnóstico de las relaciones de género
En el ámbito económico, las mujeres sufren una fuerte discriminación frente a los hombres. De este modo, mientras representan la mitad de la población, únicamente el 40% de la población económicamente activa (es decir, personas que tienen o buscan empleo) son mujeres, siendo sus tasas de desempleo algo más del doble que las de los hombres. La violencia contra las mujeres es un grave problema que afecta al Ecuador. En 2012 se realizó la Primera Encuesta Nacional de Relaciones Familiares y Violencia de Género, aplicada en 18.800 viviendas, en las 24 provincias del país. Resultados de la encuesta revelaron que 6 de cada 10 mujeres ecuatorianas afirmaron haber sufrido algún tipo de maltrato psicológico, físico, sexual y patrimonial.

El 59,3% de mujeres indígenas sufre más violencia de género, seguido por las personas afrodescendientes que alcanzan el 55,3%. Con respecto al rango de edad, la encuesta también indicó que las mujeres entre los 16 y 20 años son las que sufren mayor violencia de género. La violencia patrimonial, entendida como la sustracción o retención de objetos personales, también fue incluida en la investigación. El 35,3% de mujeres sufrió por esta condición en el país. La discriminación de género, el sexismo y la misoginia son problemas arraigados lo cual se evidencia en los altos índices de violencia contra las mujeres existentes en el país, aun cuando esta situación no siempre se denuncia.


El 54,1% de las entrevistadas fue víctima de violencia, el 84% sufrió afectaciones de tipo emocional como la depresión. Además, 19 de cada 100 propietarias ha perdido un día de trabajo en el trámite de denuncia, el 38% ha utilizado al menos un día de trabajo para buscar apoyo social y el 12% en busca de atención médica. Asimismo, el 69% de las propietarias que ha sufrido daños a causa de la violencia de pareja ha incurrido en gastos de bolsillo de 185 dólares anuales para atender su salud, lo que representa a nivel nacional una pérdida anual equivalente al 9% de todos los ingresos generados por sus pequeñas empresas en el último año.